La semana pasada estuvo llena de algunas sorpresas, como la marcha de Jason Witten a los Raiders, así como la marcha de Randall Cobb y Robert Quinn, tenemos otra sorpresa. Se trata nada más y nada menos que de Travis Frederick, quien ha anunciado su retiro de la NFL. El centro acaba de impactar con la noticia a muchas personas, aunque tiene razones de peso que hay que considerar.

El jugador acaba de dejar una nota en su Twitter en donde deja muy claros los motivos de su decisión. Aparte que hace mucho énfasis en el riesgo del juego y en el síndrome de Guillain-Barré, el cual hizo que se perdiera por completo la temporada de 2018.


“Tras mucha consideración, discusión y reflexión, he decidido retirarme del fútbol americano. Esta no fue una decisión fácil, ya que entré a la liga con 22 años, sin seguridad de adonde me llevaría la vida. Desde entonces me he casado, tengo dos hermosos y saludables niños, y he alcanzado niveles profesionales de los cuales jamás habría soñado”.


“El fútbol americano es arriesgado. Cada día, los jugadores van al trabajo sabiendo que puede ser su último día en el campo. Encarar el potencial fin de mi carrera por mi enfermedad me forzó a imaginar una vida tras este deporte. Me tuve que preparar para esto, y si, algunos jugadores le temen a la vida cuando no tienen nada que ver con el fútbol americano. Ese momento en que uno abandona la disciplina por la que su identidad y sueños han estado atadas por los últimos 20 años”.

“Tras meses de contemplar esto, no solo acepté ese momento, sino que me encontré a mi mismo asimilándolo. Estaba listo para la próxima etapa de mi vida. Sin embargo, mi competidor interno no aceptaría irse sin regresar al campo”.

“Estoy agradecido por estos últimos siete años. No obstante, miro con buenos ojos el próximo capítulo de mi vida. Kaylee (su esposa) y yo continuaremos creando un impacto positivo en la comunidad de Dallas, la cual nos ha dado demasiado. La mejor de las suertes para los Dallas Cowboys de 2020 y la franquicia en el futuro”.Cuando hablamos de un posible reemplazo en su posición, podemos hablar de Connor McGovern, quien entrará en su segunda temporada en la liga. O Joe Looney, quien acaba de firmar con la franquicia por un año de contrato.


“Por el resto de su vida, cuando su nombre sea mencionado en la misma oración que los Dallas Cowboys, levantará los estándares de excelencia y estima que ha caracterizado la historia de nuestra orgullosa franquicia”. Así de directo ha sido Jerry Jones con el que fuera el centro titular de su equipo estos últimos años.


Los números de Travis Frederick en su corta carrera son excelentes. Jugó un total de 96 encuentros, aparte de formar parte del Pro Bowl en cinco oportunidades. Y fue parte del primer equipo en el año 2016. Ciertamente, Frederick siempre será considerado un ejemplo de profesionalismo y entrega en la organización.

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.